Colombia: alistan fiesta salsera con vinilos de artistas peruanos

La audición número 261 de la Asociación de Melómanos de Palmira, en el Valle del Cauca, rendirá un homenaje al Perú en víspera de Fiestas Patrias. El ingreso es libre.

La década del sesenta y setenta fue vigorosa en cuanto a producciones de música tropical en Perú. A mediados de los años 60’, Papo y su Combo ya estaba en el sello Virrey grabando sus discos y hay éxitos que muchos recordarán (por ejemplo, ‘Melina’ o ‘El Rey’). Pero además de Papo, Lucho Macedo se había consagrado con su sonora; y Coco Lagos, Pachito Nalmy, Lita Branda, la Sonora de Ñiko Estrada, Los Rumbaney de la ciudad de Chimbote serían nombres recurrentes en ese inquietante ambiente post guaracha. En el Perú salsero de hoy, muchos de estos artistas solo figuran en la memoria y el gusto de círculos muy pequeños. Las radios en la Frecuencia Modulada no programan absolutamente nada de aquel arsenal musical.

Lo curioso es que en Colombia es distinto. El legado de muchos artistas peruanos se respeta y se le tiene enorme cariño. Por eso, no nos llama la atención que el próximo 27 de julio –a modo de serenata al Perú– en la ciudad de Palmira, en el Valle del Cauca, se armará un rumbón con música tropical hecha estrictamente en Perú. El banner que promociona la actividad asegura que la fiesta será con el repertorio de Alfredo Linares, Lucho Macedo, Melcochita, Coco Lagos, Lita Branda, Pepe Moreno, entre otros. El Encuentro de Melómanos y Coleccionistas se titula ‘Lo mejor de la música tradicional y música afrolatina del Perú’.

Los melómanos esperan una concurrida asistencia.

Juan Carlos Mejía Quintero, presidente de la Asociación de Melómanos y Coleccionistas de Palmira, afirma que esta es la tercera oportunidad que se realiza una audición con temática peruana. “Esperamos recibir a 500 o 600 personas aproximadamente. Llegan melómanos tanto de Palmira como de Cali, pues estamos a media hora de la capital del Valle”, añade. Mejía Quintero colecciona vinilos desde hace 35 años y a lo largo de este tiempo ha logrado atesorar grandes joyas en vinilo.

La cita rumbera, repetimos, será el próximo sábado 27 de julio en la plazoleta Comfandi, carrera 28 calle 32, Parque Lineal, a partir de las 4 de la tarde. El banquete está listo para servirse. La música brava hecha en Perú está de fiesta. El ingreso es libre. Juan Carlos Mejía remata: “No cobramos ni un peso. Lo único que se pide es tener buen gusto por la música”.

¿Qué piensas de esta publicación?