‘Mi china’ Ruiz: “A Frankie lo han querido imitar pero nadie lo ha podido igualar”

A veinte años de la muerte del ‘Papá de la Salsa’, Salserísimo Perú conversó en exclusiva con Judith Ruiz, viuda de Frankie Ruiz. Esto fue lo que nos dijo.

Frankie Ruiz junto a su esposa Judith y sus hijos Cristina y Frankie Jr. (Foto: Facebook)

Por: Antonio Alvarez Ferrando

Su sobrenombre ha quedado inmortalizado en varios éxitos mundiales de su esposo Frankie Ruiz. Incluso, usted, lector de esta nota, posiblemente la nombró infinidad de veces sin saber de quién se trataba. ‘Mi china’, como la llamaba Frankie con cariño, es, pues, Judith Ruiz, el gran amor de la vida del ‘Papá de la salsa’ y la mujer que jugó un papel trascendental en su faceta personal y profesional.

Sin embargo hoy 9 de agosto del 2018 es un día de emociones opuestas para ‘Mi china Ruiz’, como ella misma se hace llamar en las redes sociales. Se cumplen 20 años de la partida del ‘Tártaro de la salsa’ y Cristina, la hija mayor de ambos, ha renovado sus votos matrimoniales en la exclusiva Coral Gables en las Islas providenciales, a una hora de Miami.



Te puede interesar: ¿Cuánto sabes de Frankie Ruiz?

¿Cómo conoció a Frankie Ruiz?

A inicios de los 80, yo trabajaba como manager del club Honey for the bears, en Miami, que era propiedad de Hansel, el cantante de Hansel y Raúl. Un día Hansel me dijo que necesitaba mi ayuda para contratar a Frankie. Conocí a Tommy Olivencia y los lleve al club para que canten miércoles y jueves pero a la gente les gustó tanto que se quedaron viernes y sábado. Sería el año 1982, aproximadamente.

Hubo química inmediatamente…

Fue algo gracioso. Yo le presenté a él una amiga mía que se parecía mucho a mí. Él me decía ‘yo quiero salir con tu hermana, yo tengo a alguien para presentarte de la orquesta para que salgamos juntos y nos lleves al hotel’. Yo le dije no voy a salir con nadie porque yo tengo el transporte para ustedes del hotel al club y del club al hotel.



Judith Ruiz nos cuenta que ella lo animó a volverse a solista. (Foto: Facebook)

¿Y cómo se dio el acercamiento entonces?

Cuando él empezó a cantar fue una cosa mágica. Yo lo miraba y lo que más me gustaba de él eran sus ojos, como él proyectaba esa energía y me miraba y me miraba y yo decía ¿Dios mío qué es esto que yo estoy sintiendo? Era algo que no había sentido nunca. Llegó el sábado y cuando yo iba para el baño del club lo encontré parado en la puerta y me dice: ‘bueno, hoy es el día que vamos a salir los 4’, y yo le respondí: no mi amor de verdad que no porque con quien yo quiero estar y a quien quiero conocer es a ti. Desde ese día estuvimos juntos por 19 años. Los dos teníamos 21 o 22 años.

Entonces usted vivió de cerca la transición cuando Frankie se convirtió en solista…

Yo fui la que lo hizo solista. Yo le dije: mira, yo conozco a tanta gente y si aquí la gente viene es porque viene a verte a cantar a ti. En ese momento, él aún formaba parte de la orquesta de Tommy Olivencia y compartía la delantera con Tricoche y Pichie Pérez. Y así fue como grabamos el disco ‘Solista pero no solo’, o sea una persona cantando como un solista pero no estaba solo porque me tenía a mí a su lado. Ese el mensaje del disco.



Portada y contraportada del disco ‘Solista… pero no solo’. (Imagen: Google)

¿Fue difícil para él convertirse en solista?

Él aceptó. Hablamos con las compañías y solo fue cuestión de tiempo. Frankie pegó ese disco completo porque él podía cantar la canción de la cucarachita Martina y la pegaba. Era una cosa increíble que todo lo que Frankie cantó, lo pegó. ‘Yo te lo dije, papi, que eras quien la gente estaba esperando’, le decía. Todo el mundo lo quería grabar. Fue una alegría inmensa. Él nunca pensó que lo iba a hacer. De repente teníamos apartamento en Puerto Rico, Nueva York y Miami.



Para muchos, Frankie está en el altar de las leyendas de la salsa. ¿Qué lo hizo llegar hasta ahí?

Mira, a Frankie lo pueden imitar muchas personas, no quiero decir nombres, pero nadie lo ha podido igualar. Frankie tenía un nivel vocal a donde nadie podía llegar, porque era barítono, además de una persona excepcional. Cantaba salsa dura igual que romántica.

Solista pero no solo. Frankie Ruiz y su orquesta llegó a lima a finales de 1986 para deleitar a su fanaticada… y no defraudó. (Foto: Facebook/Karly Rivera)

¿Recuerda quiénes eran sus ídolos musicales?

A Frankie le gustaba mucho Ismael Miranda, pero también era una persona muy romántica y sencilla, le encantaba la balada. En nuestros momentos juntos escuchábamos mucho José José, Ricardo Montaner.



¿Lo acompañó en sus giras también?

Al principio, sí, pero cuando Cristina y Frankie Jr. empezaron a crecer yo ya no podía acompañarlo. Yo confiaba en él con mucha tranquilidad. Ojos que no ven corazón que no siente.

Se cumplen 20 años de la partida de Frankie ¿cómo lo recuerda?

El mejor recuerdo que yo tengo de él es que fuera donde estuviera siempre llegaba a nosotros, sea en Navidad, Día de Acción de Gracias, y hasta en Halloween porque le gustaba vestirse. Lo recuerdo con mucho sentimiento porque fue el amor de mi vida, lo extraño todos los días. En todos estos años no me he vuelto a casar, me he dedicado a mis hijos y a mis nietos, eso era algo que él siempre anheló, que estuviera con ellos en las buenas y las malas.





One thought on “‘Mi china’ Ruiz: “A Frankie lo han querido imitar pero nadie lo ha podido igualar”

  1. Es un merecido homenaje para Frankie Ruiz … Para mi el mejor de todos .. Por la calidad en todas sus canciones … Es y será siempre mi ídolo

¿Qué piensas de esta publicación?