Pepe Ríos: “Hoy se sacan los discos solo como promoción”

‘Con estilo y elegancia’ es la nueva producción del cantautor puertorriqueño, Pepe Ríos y su orquesta La Mancha. Los temas ‘Soy como soy’, ‘Nadie como tú’ o ‘Pa dónde vamos’ podrían ser éxitos en las emisoras.

Pepe Ríos, natural del Corozal, divide su vida entre la familia y la música. (Foto: Facebo/Pepe Ríos).

Pepe Ríos puede escuchar diez veces seguidas ‘Soñando con Puerto Rico’ y no se cansa. Es una de esas canciones que le suman a su orgullo boricua. Lo mismo le ocurre con ‘Preciosa’, de Rafael Hernández, que “hoy muchos jóvenes piensan que es de Marc Anthony”. Ambos temas adquieren un aroma particular desde las montañas del Corozal, desde el municipio donde él vive junto a su esposa.



Su más reciente producción se llama ‘Con estilo y elegancia’ y es un puñado de canciones que hablan de su verdad y de lo que siente. Cada tema fue grabado a pulso con un grupo de músicos que son sus amigos. Ahora solo está buscando un padrino para que pueda sonar con más intensidad en las radios. “Aquí solemos decir que si no tienes padrino, el bautizo no se te da”. Él es consciente que para poder pegar en la Frecuencia Modulada de cualquier país hay que tener suerte o hay que caerle bien a quienes tienen la llave. Y aflora la cautela, mide sus palabras. Abunda en inteligencia.



‘Soy como soy’ es el tema que abre el disco. “Yo sigo mi vida / siempre a mi forma y a mi manera…” suena con esa voz que parece ubicarse entre Paquito Guzmán y Papo Cocote. Aunque él dice que su timbre de pastelero puede tener algo de Daniel Santos. Pero las voces son las voces y los estilos también. “Imagínate esa voz de Adalberto Santiago, increíble. Ahora, a mí siempre me gustó la línea sonera de Justo Betancourt. Y te digo que a veces desafino, pero es un desafino que sale del corazón”. Como del corazón también le salen las palabras cuando opina sobre los problemas de la humanidad.

Es que en su disco hay un tema de contenido universal. Se titula ‘Pa dónde vamos’ y en él alude a la crisis del Medio Oriente, a las guerras y a los intereses de los países líderes del planeta. En ese contexto, le pregunto por Venezuela. “Mijo, ahí hay muchos ojos ahora. Hay mucha gente metiendo mano en el bote. Pero ese problema deben resolverlo los venezolanos. Yo me pregunto si “los buenos” quieren ayudar a Venezuela sin ningún interés, entonces por qué también no se preocupan por los problemas de Haití. Pero, sabes, yo prefiero no inmiscuirme mucho porque después dicen que uno tiene guille de patriota…”.



En ‘Nadie como tú’ Pepe Ríos es un sonero romántico. Porque tú y solo tú conoces todo / lo que me perturba y enloquece. Le digo que tiene todos los atributos para colarse en la programación de cualquier emisora que se autodenomine salsera. Lo mismo ocurre con la salsa ‘Sin ti’. El artista apuesta por la buena letra y un estilo diferente para el canto. Si queremos refrescar la salsa, la propuesta de Pepe Ríos podría ser una de las maneras.



Lo curioso es que el cantante no tiene apuro. Él deja con tranquilidad que las cosas caigan por su propio peso. Antes de ‘Con Estilo y elegancia’ (2018), grabó ‘A paso firme’ (2016). Le comento que me sorprende esa producción tan dinámica de discos. Confiesa que una ventaja es que él escribe las canciones. “Además, los músicos que me acompañan son muy buenos y son mis amigos. Entonces, cuando la producción queda lista, no me están extorsionando y esperan tranquilos sus chavos. Me dan todo su apoyo”.

Pero el cantautor tiene claro el panorama. Asegura que los discos en Puerto Rico se hacen para promocionar a los artistas. Él tiene toda su música en las plataformas digitales. Luego llegan las regalías a su cuenta. Todas sus canciones están registradas. Y, como él dice, “no será mucho pero al menos hay algo, es una satisfacción personal”. Porque él tiene su vida hecha, con los hijos ya fuera de casa y con siete nietos que son la extensión de su vida. Por eso, hoy, jubilado de la Universidad de Puerto Rico, le ha puesto más ganas a su faceta de artista. Quiere cantar en Colombia y también conocer el Perú.



Mientras tanto, la charla telefónica se adereza con el sonido de la montaña boricua y con el cacareo de unas gallinas que deben andar en un corral cercano. Y a él le encanta. El hombre, desde la montaña, dice que le gustó charlar con alguien de Perú y que le haya puesto atención a sus canciones. Como cierre nos dice: “oye, yo no sé cómo tuvieron de presidente a un japonés…”. Le digo que yo tampoco. Pero son cosas que pasan. Por ahora, el hombre regresa a ‘Soñando con Puerto Rico’. Y no se cansa.



¿Qué piensas de esta publicación?